¿Por qué el corazón no está al centro del cuerpo?

0
COMPARTIR.

Con un par de piernas y otro de brazos, uno a cada lado del cuerpo, dos ojos, dos orejas y una boca y una nariz en medio de la cara, los humanos somos exteriormente relativamente simétricos.

Sin embargo, por dentro la cosa cambia: mientras que el hígado o el apéndice, por ejemplo, se encuentran a la derecha del cuerpo, el corazón, aunque está en el centro del pecho, está inclinado hacia la izquierda.

Para ser más específicos, lo que apunta a la izquierda es el polo posterior del órgano (el polo anterior permanece en el centro).

Inicialmente, y al igual que los demás órganos, el corazón empieza a formarse en el centro del cuerpo. Es sólo cuando avanza el desarrollo embrionario que se ubica en dicha posición.

¿Pero por qué vira hacia la izquierda? ¿Qué mecanismo lo hace dirigirse hacia allí?

En principio, el tubo cardíaco primario -que luego se convertirá en corazón- empieza a formarse en la línea media del cuerpo.
Para desarrollarse y crecer, va recibiendo células desde el lado izquierdo y derecho que están situadas fuera del corazón.

Lo que ocurre es que las células que se incorporan a la parte posterior del corazón son más numerosas en el lado derecho que en el izquierdo. Entonces ejercen una presión mayor, lo que desplaza el polo posterior del corazón hacia la izquierda.

Fuente: Ángela Nieto

Compartir.

Deja un comentario